viernes, 24 de mayo del 2024

La AIReF confirma el desaguisado económico del gobierno de Colau y Cooboni en el ayuntamiento de Barcelona

L’Autoritat Independent de Responsabilitat Fiscal (AIReF) prevé que el Ayuntamiento de Barcelona terminará el año 2023 con un déficit que duplicará el estimado en marzo. El organismo también alerta de un incremento del 20% del gasto en la diputación barcelonesa.

|

Más noticias

- Publicidad -

L’Autoritat Independent de Responsabilitat Fiscal -La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) prevé que el Ayuntamiento de Barcelona terminará el año 2023 con déficit, según el Informe complementario de evaluación individual de las corporaciones locales publicado este pasado martes. “El mayor cambio de estimación se produce en el Ayuntamiento de Barcelona que casi duplica el déficit estimado en marzo”, apunta el documento.

En general, la entidad alerta de un incremento del 9% del gasto en los grandes ayuntamientos del Estado en el 2023, año en el que ha habido, precisamente, elecciones municipales. Una de las instituciones con mayor aumento es la Diputación de Barcelona, con un crecimiento del 20%.

- Publicidad -

Tras recibir las compensaciones por la liquidación negativa de 2020, el organismo no prevé que la diputación barcelonesa acabe con déficit. También cerrarán el año con números rojos los ayuntamientos de Bilbao y Valladolid y las diputaciones de Guipúzcoa y Vizcaya.

Sobre el consistorio barcelonés, la AIReF destaca que «desde 2020 a 2022, años de ausencia de objetivos fiscales, lleva efectuando cierres con un déficit medio de 80 millones de euros anuales». «Las estimaciones de la AIReF incorporan un mayor grado de realización de gastos, no contempladas en los presupuestos iniciales del año», explica el organismo,

- Publicidad -

El organismo prevé que este comportamiento se replicará este año «si bien duplicando el nivel de déficit medio», sin tener en cuenta el efecto de la compensación de la liquidación. El cambio detectado en la capital catalana es el mayor en comparación con la estimación de marzo.

Pese a este incremento de costes, el ente prevé que las corporaciones acaben el año con una situación cercana al equilibrio, empeorando ligeramente las previsiones de superávit del 1% del PIB que esperaban en abril. A este resultado habrá que incorporar el efecto positivo de la compensación de la liquidación de 2020, lo que hará que el superávit sea de casi un 3% de sus ingresos.

- Advertisement -

En consecuencia, el crecimiento del gasto computable del grupo de grandes corporaciones a finales de 2023 podría elevar casi un 35% el nivel de 2019, lo que supone una media anual de casi un 9% en el período de suspensión de las reglas fiscales. En este sentido, la AIReF ha reiterado que es necesario evitar incrementos de gastos o reducciones de ingresos que no tengan financiación permanente.

- Publicidad -
- Publicidad -

Lo más leído

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe las últimas publicaciones diariamente en tu correo para estar al día de los acontecimientos más recientes tanto dentro como fuera de nuestro país.