lunes, 30 de enero del 2023

Inés Arrimadas presagia lo inevitable: Ni siquiera se si salvar Ciudadanos

Tras dar a luz hace cuatro meses, la jerezana acaba de reincorporarse al núcleo 'duro' del partido que preside desde la marcha del desaparecido Albert Rivera.

|

Más noticias

Josep Herrera
Josep Herrera
Periodista Journalist Press                                                                                                                                                                             diariolasrepublicas@gmail.com
- Publicidad -

Que Inés Arrimadas y Ciudadanos están al borde de la desaparición en la España política, es vox populi. En el partido hay tensiones acumuladas desde hace mucho que se pueden descontrolar cualquier día. Como poco, a la provocadora, inestable y catalanofóbica líder jerezana, la quieren poner a los pies de los caballos sus propios militantes, en cuanto  puedan. La caída libre es pública y notoria, el partido naranja ha sufrido tres sonadas derrotas en menos de dos años y no tiene visos de que vaya a cambiar en próximos comicios.

Un panorama nada alentador según el último CIS, que no les daría representación en el Congreso, pero que a Inés Arrimadas sigue alentando y ve posible el resurgir del partido. Se mantiene en la línea de los últimos barómetros, como no con una leve modificación a la baja, de una décima en su estimación de voto: del 1,9% de hace un mes al 1,7% de ahora. Inés Arrimadas no logra recuperar las expectativas del partido, que en las últimas elecciones obtuvo un 6,8%.

- Publicidad -

Para ello la líder de Ciudadanos ha decidido mirarse en el espejo de los liberales alemanes, buscar sus consejos y aplicar las mismas recetas que llevaron al Gobierno a sus homólogos germanos después de haber sufrido un severa derrota en las urnas y desaparecer del Bundestag. El mes pasado Arrimadas viajó hasta Berlín, donde mantuvo una intensa agenda de trabajo. Se entrevistó con el líder del Partido Democrático Libre (FPD) y ministro de Finanzas, Christian Linder. La desesperación lleva a buscar refugio fuera.

Ahora Arrimadas, según su entrevista en El Mundo, quiere un proyecto de renovación total de ideas, de mensaje, de equipos, de imagen, de todo. Quemar las naves, para que el resto de mortales crea que es otra. Aunque como dice, ni ella está segura de que salga bien, «El mayor reto que tengo por delante es la conciliación, ni siquiera salvar Ciudadanos». Tanta bilis, tanta catalanofobia, tanta crispación, tanta prepotencia, tanta ciclotimia, le están pasando factura. Ella ya se prepara por si tiene que abandonar el barco… «A mi me han ofrecido ir al PP. Y es un partido que me merece todo el respeto»…

- Publicidad -

 

 

- Advertisement -

 

- Publicidad -

Lo más leído

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe las últimas publicaciones diariamente en tu correo para estar al día de los acontecimientos más recientes tanto dentro como fuera de nuestro país.