Destituído el directivo del Banco de España por no declarar los ingresos percibidos por dar clases particulares

Multiplicaba por cinco su salario recibiendo el pago en sobres que no declaraba

Banco de España

El Banco de España ha sacado a concurso la plaza que ocupaba el inspector Alberto Casillas, según ha publicado Eldiario.es.

El directivo realizaba cursos, al igual que otros inspectores, de carácter privado, por los que cobraban a opositores en metálico sin declarar sus ingresos ni pagar impuestos por ello.

Según la información publicada, el escándalo generado al conocerse la información, habría llegado incluso hasta el Banco Central Europeo, ya que Casillas representaba en distintas conferencias y organismos oficiales internacionales al Banco de España.

Su trabajo en el Banco de España estaba remunerado con un sueldo que de base, era de 55.000 euros anuales. Tras la investigación de El diario.es se supo que hubo opositores que llegaron a pagar hasta 10.000 euros a su profesor por prepararles para los exámenes. Cantidades que se entregaban en sobres, en metálico y por las que nunca se recibía ningún tipo de recibo o justificante de pago.

Un sobresueldo estimado en unos 3.000 euros mensuales que no habría sido declarado y por el cual tampoco se habría tributado.

 

Salir de la versión móvil