Horizonte abordó anoche el origen del SARS-COV2 en el laboratorio de Wuhan

El programa Horizonte, de Cuatro, presentado por Iker Jimenez y Carmen Porter abordó anoche una cuestión que es imposible escuchar en otros debates o programas de los medios de comunicación: el posible origen del virus SARS-COV2 en el laboratorio de Wuhan.

Anoche se presentó en exclusiva la entrevista realizada a la doctora Alina Chan, quien con todo tipo de detalles explicó cómo el virus habría podido salir del laboratorio de Wuhan, donde precisamente se estaban desarrollando experimentos con ello. Alina Chan es doctora en biología molecular y fue la primera científica que alertó al mundo apuntando a la teoría de que el virus provenía de un laboratorio. 

Esta doctora explicó la teoría que sustenta la posible aparición del virus proveniente de experimentos en el laboratorio. Los expertos presentes en el programa afirmaron en reiteradas ocasiones que no tenían dudas al respecto, después de haber estudiado la información disponible que existía sobre el virus y haber observado que había una serie de rasgos que lo hicieron muy característico desde el inicio.

Señaló la doctora que no se ha encontrado «la más mínima señal de que un animal portase originalmente el SARS-Cov2». «Las autoridades y médicos de China pensaron que el virus había surgido en el mercado. En los últimos dos años nadie ha podido encontrar ningún huésped animal intermedio que pudiese transmitirlo a los seres humanos».

Desde China se ha afirmado en todo momento que el primer caso detectado tuvo lugar en diciembre de 2019, pero esta investigadora apunta a que ha habido casos que se han registrado antes, en octubre y noviembre.

Según Chan el origen del sars-cov2 no es animal. No se trataría, por lo tanto, de una «zoonosis». Explicó detalladamente cómo el SARS-COV1 saltó varias veces de animales a humanos y se descubrió su origen animal. Sin embargo, ahora que la tecnología es muchísimo mejor para desarrollar estas investigaciones, no ha habido manera de encontrar el nuevo virus en animales.

La doctora, además, denuncia que la investigación que se ha llevado a cabo para intentar encontrar el origen del virus no ha sido objetiva ni neutral: porque la teoría del laboratorio de Wuhan no se ha querido desarrollar, dando por válido simplemente la negativa del personal del laboratorio, en lugar de acceder e investigar lo que allí ha podido ocurrir.

Según recoge la web de la cadena que emitió el programa, «La bióloga de Harvard ha dado como posible prueba del origen de laboratorio del SARS-CoV-2 un documento en el que se detalla que en Wuhan se estaban haciendo experimentos con virus.  En él se propone “recolectar virus, miles de cepas en China y el sudeste asiático, y enviarlas a Wuhan para secuenciarlas. En caso de no poder cultivar los patógenos en distintos tipos de células fabricarían nuevos tipos de virus junto con una característica especial llamada sitio de corte de furina y los unirían con más patógenos similares en el laboratorio”.

La conclusión de la doctora, compartida por algunos de los expertos presentes en la tertulia, es que las pruebas apuntan a que es más probable que el origen del virus haya tenido lugar en un laboratorio en lugar de en la naturaleza. Señaló que «hay pruebas de que “antes de la pandemia los parientes más cercanos del SARS-CoV-2 estaban siendo manipulados en Wuhan”. Por todo ello “todo parece apuntar a un origen de laboratorio”, concluye.

Cabría ahora conocer el origen de estos proyectos que se estaban desarrollando en el laboratorio, quién los inicio, quién los financiaba, papel donde parece ser que Fauci tendría relevancia.

De hecho se explicó también el contenido de los correos electrónicos que comprometerían a Fauci, y por ende a Estados Unidos en lo que acontecía en esta investigación.

El programa completo puede verse pulsando aquí

Salir de la versión móvil