lunes, 03 de octubre del 2022

El Supremo respalda al TSJ-CLM: los trabajadores de residencias no están obligados a hacerse pruebas de Covid

|

Más noticias

Beatriz Talegón
Beatriz Talegón
(Madrid, 5-5-1983) Licenciada en Derecho por la UAH, estudios en economía del desarrollo por la LSE en Pekin. Analista política. Ex Secretaria General de la Unión Internacional de Jóvenes Socialistas Actualmente colabora como analista política en distintos medios de comunicación (prensa escrita, radio y televisión).
- Publicidad -

El Tribunal Supremo ha desestimado hoy el recurso presentado por el Ejecutivo de Emiliano García-Page ante el auto del Tribunal Superior de Justicia de CLM del 9 de agosto. 

El auto recurrido desestimaba la medida obligatoria establecida por el Gobierno Castellano-manchego por la cual se pretendía hacer pruebas a todos los trabajadores de las residencias de mayores de la región para detectar posibles casos de COVID-19.

- Publicidad -

Derecho fundamental a la intimidad

El Supremo considera que la solicitud planteada por la Junta carecía de información suficiente y clara para justificar que el TSJ-CLM pudiera haber ponderado adecuadamente la medida. Se trata de una norma que afectaba al derecho fundamental a la intimidad del personal trabajador en las residencias.

- Publicidad -

Necesaria proporcionalidad en las medidas

El TS señala que no es ajeno a la situación que se vive y a la preocupación de institucional, pero sin embargo, la jurisprudencia ya consolidada por la Sala de lo Contencioso-Administrativo y la necesidad de tener en cuenta la proporcionalidad de las medidas tomadas y la posible vulneración de derechos fundamentales es clave en esta cuestión. 

- Advertisement -

Test a residentes y personal y aislamiento a sospechosos

La sentencia hace referencia a dos de las medidas de la Orden de la Consejería de Bienestar Social de CLM del 5 de agosto: las que fueron denegadas por el TSJ-CLM. Las demás medidas contempladas en la norma no han sido objeto de recurso ni de paralización al no afectar a Derechos Fundamentales.

Concretamente las dos medidas paralizadas son: la realización obligatoria de pruebas para controlar los casos positivos de COVID-19 en los trabajadores de las residencias, así como para las personas que ingresen en ellas; y en segundo lugar, se rechaza el aislamiento de las personas que pudieran ser sospechosas de tener una infección antes de realizarse las pruebas necesarias.

Unas medidas que, a la hora de ser planteadas por el Gobierno regional, no han tenido el respaldo en información, datos, y casuística que avalen su adopción.

- Publicidad -

Lo más leído

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe las últimas publicaciones diariamente en tu correo para estar al día de los acontecimientos más recientes tanto dentro como fuera de nuestro país.