martes, 04 de octubre del 2022

Multan a un grupo de militares por romper el confinamiento establecido

|

Más noticias

- Publicidad -

Fuerzas y Cuerpos del Estado #MarcaEspaña. El Éjército español y la Guardia Civil han protagonizado una pelea de patio de colegio por culpa de un grupo de militares que se quiso escapar del confinamiento durante la Semana Santa. Según explica El País, algunos mandos militares firmaron certificados para argumentar que los soldados volvían a casa, dentro de su jornada laboral.

Los agentes de la Guardia Civil encargados de realizar los controles de tráfico no aceptaron los permisos e incluso, en algunos casos, se vieron obligados a sancionar algún militar por desobediencia a la autoridad. Los militares tienen la obligación de residir en el municipio donde están destinados, o como máximo a dos horas de distancia del mismo.

La orden advertía de que los desplazamientos al domicilio familiar debían hacerse “de forma restrictiva, siempre como consecuencia de los turnos de trabajo” en la unidad y nunca “por motivos discrecionales o de disfrute de vacaciones”. Ahora, una asociación vinculada al ejército pide que el Gobierno de Pedro Sánchez pague las sanciones con los impuestos de todos los ciudadanos.

- Publicidad -

La plataforma Militares Con Futuro ya advirtió de que estos salvoconductos vulneraban las restricciones impuestas por el estado de alarma y ahora ha pedido al Ministerio de Defensa que asuma su responsabilidad y se haga cargo de las multas impuestas a los soldados a los que se indujo por error a creer que podían desplazarse a sus domicilios familiares.

- Publicidad -

Lo más leído

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe las últimas publicaciones diariamente en tu correo para estar al día de los acontecimientos más recientes tanto dentro como fuera de nuestro país.