La Moncloa presiona y obliga a Jaume Roures a echar un colaborador de Público

Los momentos de crisis por la Pandemia del Covid-19 los aprovecha el Gobierno para hacer un control sobre la prensa española. Ha repartido dinero a los medios y esto tiene consecuencias: en la calle quien moleste con sus escritos, como le ha pasado a César Calderón.

El todo poderoso empresario de la comunicación, Jaume Roures -Mediapro-, también tiene servidumbres: su apuesta por el mundo del PSOE y, más tarde, de Podemos conlleva obligaciones y esta vez la orden ha venido directamente del propio presidente español, Pedro Sánchez, y del su asesor más importante, Ivan Redondo.

A Calderón la sentencia le ha caído a raíz de una columna de su colaboración semanal, «REALPOLITIK» se llamaba, y concretamente del artículo titulado «Los trucos de la Moncloa para sobrevivir a la pandemia».

Tan sólo 48 horas después de publicarse el escrito, el comunicador político recibía una llamada de Público comunicándole el inmediato cese de su colaboración. El artículo es una verdadera obra de arte de cómo manipular a la opinión pública desde el poder.

La decisión ha provocado un pequeño terremoto, sobre todo entre sectores de la izquierda española, que dando por hecho que el artículo había provocado el cese, constataban que ni Jaume Roures puede desmarcarse del poder de la Moncloa. O eso, o tenian una verdadera piedra en el zapato con ese periodista.

A las pocas horas el mismo César Calderón anunciaba su incorporación al digital VozPopuli donde comenzará su colaboración una vez expulsado de Público. Un giro hacia los digitales de la derecha española, consecuencias de la falta de libertad de la prensa del entorno del PSOE-Podemos.

Exit mobile version