viernes, 19 de agosto del 2022

¿Que oculta el ministerio de defensa?

|

Más noticias

- Publicidad -

Después de las noticias sobre la imputación de la entidad bancaria Banco Bilbao Vizcaya Argentaria, por las grabaciones del ex-comisario Villarejo en las que se llego a “pinchar” teléfonos, cabría pensar que se habría creado un ambiente de falta de confianza por parte del Estado que llevaría a romper la relación existente con esa entidad.

Sobre todo cuando las escuchas incluían a personajes con altas responsabilidades públicas como el Ministro de Industria, Miguel Sebastián.

- Publicidad -

Mientras duró la trama de espionaje organizada por Villarejo, durante la que se cree se espió al Ministro de Industria, el crecimiento de la entidad fue constante, empezando con un beneficio de más de 5.000 millones de euros durante el año 2.008,pasando por crecimientos mantenidos de 4.200 millones de euros en 2009, 4.600 millones de euros en 2.010, y así sucesivamente. La cuestión que se debería haber planteado el gobierno es si dicho crecimiento mantenido era fruto de su buena gestión empresarial o de posible información privilegiada que le daba ventaja sobre otros competidores.

Es a partir del año 2.009, cuando el BBVA se hizo cargo de la Tesorería del Ministerio de Defensa en un contrato de 3 años de duración prorrogables, situación esta que se ha venido extendiendo hasta nuestros días, con una  cuantía prevista para el año 2.019,según los Presupuestos Generales del Estado, de 8.500 millones de euros.

- Publicidad -

Teniendo en cuenta que en esta partida presupuestaria no solo se gestionan las nominas del personal (unos 4.600 mill. €), sino también los programas de armamento para Defensa, que llegarán a los 12.000 mill de €, incluidos pagos al Centro Nacional de Inteligencia (CNI)…

¿Cuánto beneficio económico puede suponer para una entidad bancaria la gestión financiera de todo ese dinero?

- Advertisement -

Pues bien, a pesar de disponer de toda esta información al alcance de la mano, después de haber realizado una consulta al Ministerio de Defensa, este continua confiando en la gestión de un banco envuelto en un halo de sospecha por unas actuaciones ilegales y que podrían atentar, según la naturaleza de las mismas, a los principios de competitividad de un mercado de libre comercio, al disponer de una información privilegiada que les daría ventaja sobre sus directos competidores.

Así, la que empezase siendo una gestión de tres años prorrogables,se renovó el pasado 26 de julio de 2017  cuando se firmó el nuevo contrato y publicado en el Boletín Oficial del Estado tres días después (https://www.boe.es/buscar/doc.php?id=BOE-B-2017-46286), época en la que ya era conocida toda la trama.

Teniendo en cuenta todo lo anterior cabe preguntarse, como decíamos al principio cuales son los auténticos motivos por los que el Ministerio de Defensa sigue renovando este contrato. Si estos están basados en el buen hacer y eficiencia de la entidad bancaria BBVA, o por el contrario se están pagando de alguna manera algunos favores o silencios.

- Publicidad -

Lo más leído

Suscríbete a nuestra Newsletter

Recibe las últimas publicaciones diariamente en tu correo para estar al día de los acontecimientos más recientes tanto dentro como fuera de nuestro país.