Duro golpe al narcotráfico en Andalucía

Incautados dinero, narcolancha, un campo de marihuana y mil kilos de cocaína

Un momento de la intervención policial

Redacción Andalucía. 24 mayo 2019.-

Han trabajado meses para localizarlo todo, pero el golpe ha sido muy fuerte y en toda la línea de flotación. La investigación y el siguiente registro, ha afectado a un total de quince localidades, en las que la Guardia Civil ha detenido a veintitrés personas y se ha incautado una lancha rígida de 16 metros de eslora, con tres motores fueraborda de 300 caballos cada uno, 489.000 euros, y otra embarcación cargada de hachís. Lo más “interesante” es que esta incautación se ha hecho en el río Guadalquivir, aguas arriba, a la altura de La Algaba. La Guardia Civil estima que, ante la presión ejercida sobre el narcotráfico en el Campo de Gibraltar, este se ha desplazado hacia el interior y se ha repartido, diversificado en diferentes localidades, lo que no ha sido óbice para esta aprehensión.

Los narcos han querido llegar más lejos y, en otra operación paralela, la policía ha interceptado un camión, que llevaba plátanos y bananas de Ecuador. Y en una tercera, la guardia civil ha descubierto una plantación de marihuana, con más de tres mil plantas, en un invernadero, en el término municipal de Marchena. Durante la mañana de ayer el camión estuvo retenido en la puerta de la Jefatura Superior de Sevilla, con las cajas apiladas que, en vez de bananas, contenían cocaína. Mil kilos, calculados en la primera estimación, que pueden ser más. Esta es la cantidad más alta que las fuerzas de seguridad han aprehendido en Sevilla en toda la historia, lo que confirma la “huida” de los narcos hacia el interior, algo que, al menos en esta ocasión, se les ha vuelto en contra. En esta ocasión el camión partió de Algeciras, a dónde llegó cargado desde el puerto de Málaga. Desde Algeciras se dio aviso a la Unidad antidroga de la Policía Nacional en Sevilla, que lo interceptó.

Más de cuatrocientos agentes de la Guardia Civil y la Policía Nacional han participado en estas operaciones, sobre todo en la primera citada, en la que han intervenido trescientos agentes de la Benemérita. Entre los 23 arrestados, varios se dedican al arreglo de las narcolanchas, y su puesta en funcionamiento, para el traslado de la droga desde Marruecos. También ha sido descubierto un embarcadero en el río Guadalquivir, a la altura de Isla Mayor, dónde se desembarcaba la droga para, desde ahí, trasladarla en camiones. La narcolancha ha sido incautada en un polígono industrial de Pilas, en una nave alquilada a un súbdito rumano; otro detalle más que apunta en el mismo sentido, de desplazar las operaciones al interior con la intención de despistar, aunque parece que esa ha sido la causa de que pudieran ser descubiertos. Veinticinco registros fueron efectuados en las poblaciones implicadas por los narcos, para alcanzar el éxito de una operación a la que, en un día, han seguido otras dos, también con éxito. Un golpe duro al narcotráfico, del que debemos esperar tarden mucho en recuperarse, o no se recuperen.

Exit mobile version